¿Qué carcasa o funda de móvil compro?: consejos y trucos

156
Comprar funda móvil

Es el complemento de móvil al que menos atención se le suele prestar, y para el que menos dinero se reservan los usuarios. La carcasa o funda se malinterpreta como un accesorio estético, pero cumple una función de protección vital.

No resiste a los golpes igual un modelo de goma que uno de plástico duro. Tampoco uno de marca respecto a uno low cost. Muchos cuestionan la moda de las fundas tipo “libro” y otros tantos apelan a evitar el uso de cualquier clase.

Hoy en Llamaya recogemos algunas de las recomendaciones que han de guiarte a la hora de comprar una carcasa de móvil. Siempre y cuando, claro, no te dejes llevar por cuestiones de gustos y estéticas.

tipos de fundas

También te puede interesar: ”Gadgets que se han convertido en imprescindibles

 

Prioridades a la hora de elegir funda

La elección siempre va a depender de las necesidades de cada usuario. No es lo mismo un móvil que siempre va a estar en oficina o en casa, que un smartphone expuesto constantemente a las caídas en la calle.

Evidentemente, las opciones de las marcas oficiales siempre ofrecen mejores calidades de construcción, pero el precio que pueden llegar a alcanzar a veces las hace desaconsejables para la mayoría de los usuarios.

¿Qué se tiene que considerar en la compra? Principalmente que cumpla con las garantías mínimas de protección, después que sea compatible con el modelo de teléfono, y por último, que encaje con la apariencia buscada.

Desde la OCU exponen tres valores principales:

  • Que, al menos, proteja bien la parte trasera, los laterales y las esquinas del dispositivo. Además “es conveniente que la zona posterior incorpore algún material o superficie antideslizante”.
  • Que se ajuste bien: “si tiene cantos de plástico donde se inserta el móvil, cerciórate de que se ajustan”. Y al mismo tiempo, “si es una funda de tipo libro o de estuche, conviene que tenga un cierre para impedir que el móvil se deslice hacia afuera”.
  • Que se adecúe a tu modelo: debe encajar a la perfección para no entorpecer el acceso a los distintos botones. “La funda no debe entorpecer esos mandos y conexiones si está pensada para un uso continuado”.

A todo ello huelga decir que se debe añadir una pantalla protectora, incluso en el caso de carcasas de cuerpo entero. Puede ser tanto un film de plástico como un cristal templado.

 

Tipos de fundas o carcasas de móvil

Hace ya más de una década que aparecieron los teléfonos inteligentes en el mercado, y que se generó todo un mercado de accesorios en torno a la nueva fragilidad de los dispositivos.

Durante todo ese tiempo han ido apareciendo más y más tipos nuevos de carcasas; algunas siguiendo tendencias y modas, y otras atendiendo a mejoras y avances técnicos en cuestión de seguridad.

  • Tipo libro: anulan por completo los materiales del terminal, y ofrecen un nivel de protección deficiente. Eso sí, añaden más seguridad a la pantalla.
  • Tipo calcetín: protegen correctamente y se adaptan a todo tipo de modelos de teléfono. Por contra, anulan la estética y las funcionalidades del terminal. Al extraerlo queda desprotegido.
  • De piel: aportan elegancia, pero son más delicadas al paso del tiempo y no ofrecen una buena sujeción. EL material puede elevar el precio, y su nivel de protección no es el mejor.
  • De resina: las más baratas y también abundantes. Son económicas pero inútiles ante impactos fuertes. Se degradan por el efecto del sol.
  • Bumper de silicona: son más resistentes que las anteriores, pero siguen sin proteger de todos los golpes. Se rayan fácilmente y cambian por completo la estética del dispositivo.
  • Con certificación militar: ofrecen una gran protección a golpes y son económicas. Sin embargo, ocupan mucho espacio y dejan a la pantalla a la intemperie.
  • Rugerizada: el culmen de la protección. Como pega, son muy aparatosas y habitualmente poco estéticas.
  • Funda con batería: aunque cumplen con su función, son bastante más caras que la media, y añaden un peso notable al cómputo total del smartphone.
  • Para documentación: pecan de los mismos defectos que las de materiales duros, y además añaden motivos a los posibles ladrones para usurpar el teléfono.
  • Inteligentes: solo están disponibles en algunos modelos muy concretos, y no ofrecen ningún tipo de personalización. Su precio es mucho más elevado.

Como se puede observar, no existe la funda perfecta capaz de disipar todo el daño y además mantener la estética de la terminal intacta. Por eso, antes de confiar completamente en una carcasa siempre es preferible tratar de evitar los golpes y las caídas.

 

Mejores marcas de fundas para móvil

Tras desembolsar varios cientos de euros en un móvil nuevo lo más lógico es que no estés pensando en gastarte otra buena cantidad de dinero en una carcasa. Y de ahí llegas a la tienda de Amazon.

Lo que más frecuenta en esta web son productos de mala calidad fabricados en China, cuyas garantías son nulas y sus materiales dejan mucho que desear. Ahora bien, puedes evitarte este problema si sabes qué marcas concretas buscar.

  • Spigen: marca estadounidense que vende desde móviles hasta gadgets. Entre sus productos se pueden encontrar fundas económicas con calidades más que aceptables.

  • Ringke: tras casi dos décadas respondiendo a las necesidades de sus clientes, esta firma se ha ganado la justa etiqueta de “confiable”. Sus carcasas suelen venir muy reforzadas.

  • Otterbox: posee productos algo más caros (a partir de 20 euros), pero cuentan con algunas de las carcasas de mayor calidad del mercado. Además, disponen de series temáticas.

  • LifeProof: tiene los productos más caros, pero también de mayor calidad. Eso sí, su variedad no va más allá de los terminales iOS, Google y Galaxy.

En última instancia lo único que podemos recomendar es no apostar por experimentos raros y confiar en aquellas fabricantes con mayor aceptación del mercado. Como pasa con los colores, hay una funda distinta para cada tipo de usuario.

 

Para comunicarte con tus amigos, familiares y compañeros de trabajo necesitarás una buena conexión. Por eso, en Llamaya te ofrecemos la mejor con tarifas increíbles para que estés conectado en todo momento. No te lo pienses más y visita la página web de Llamaya ¡cámbiate a la mejor compañía!